EDITORIAL 9/8 ¿Derechas e Izquierdas?

Razones para AFILIARSE a UDEC (haga clic aquí)

Derechas e izquierdas y los mal llamados centros:
La gran estafa de los políticos donde la corrupción es su bandera.

La división de España en derechas e izquierdas es una falsedad, la gran mentira que los partidos políticos utilizan para dividir el país en dos bandos, para implicar a los ciudadanos en la batalla por el poder y el reparto de sillones, para conseguir votos y privilegios.

Más auténticas que la división «izquierda-derecha» son las que separan a los demócratas de los totalitarios, a los que aman a España de los que la odian, a los que quieren la unidad de España de los que quieren romper la nación, dos bandos alimentados con odios, rencores, división y enfrentamiento desde los partidos políticos por la cuota de poder.

Existen muchas otras divisiones más auténticas. como las de ricos y pobres, viejos y jóvenes y empleados y desempleados, pero a los políticos solo les interesa enfrentar a los ciudadanos sólo porque esa separación les beneficia a ellos y a sus bandas organizadas.

Cuando un español afirma “nunca votaré a la derecha” o «jamás votaré a la izquierda” demuestra que es un imbécil al que los políticos le han lavado el cerebro. En lugar de esas tonterías debería decir – nunca votaré a las malas personas- o – jamás votaré a un corrupto ni aquellos que mienten continuamente por mantener sus cuotas de poder al precio que sea.

Se trata de divisiones artificiales y falsas, alimentadas por los políticos, que nada tienen que ver con la realidad, la diferencia entre izquierdas y derechas es una auténtica mentira porque hay partidos y gobiernos de derechas que practican políticas de izquierda y agrupaciones de izquierdas que gobiernan como la derecha.

El enfrentamiento entre derechas e izquierdas se agudiza cuando se extiende a los extremos. La extrema derecha y la extrema izquierda pretenden alejar todavía más a unos de otros y enconar la lucha que evita que los pueblos se unan frente a lo que sí es el verdadero enemigo común: el abuso de poder, la corrupción y el mal gobierno, por todo ello los políticos no están para solucionar problemas, sino para mantener y crearlos ya que los mismos les mantendrán en el poder.

Unos y otros estimulan el engaño y la trampa para ganar votos y poder, aunque algunos partidos que se hacen llamar de centro no lo tengan aún definido y son más parecidos a las veletas que más de unir y fomentar un gobierno estable sin importarles el peligro que conlleva dividir a la ciudadanía y enfrentar a unos contra otros ponen como objetivo personal los intereses propios por encima de el de los Españoles.

Este juego llevado al extremo puede desencadenar un desastre que los actuales políticos españoles, llenos de inmoralidad y desvergüenza, parecen haber olvidado y están dispuesto por encima de todo a mantenerse en el poder al precio que sea.

Jacinto Fernández Moreno
UDEC - Unidad de Centro
Presidente
presidente@udec.es

Usted tiene ahora la palabra. Cuéntenos qué opina sobre esto en el formulario inferior. Todos los comentarios que respeten las normas de educación serán publicados y respondidos. No hay censura ideológica 


Otros temas interesantes

Alquileres
Plurinacionalidad para todo
Nuevos tiempos nuevos modos 
El Parlamento Europeo equipara nazismo y comunismo
¿ Testigo o Protagonista? Tu Eliges
120 Años de alarmismo climático

 

 Página Principal
Todas las publicaciones
Quiero recibir la viñeta diaria en mi teléfono 

Una Nueva España

 

 

Comparta facilmente este contenido en otras redes sociales

Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on linkedin

Deja un comentario