EDITORIAL 24-9 El político al servicio del ciudadano

Razones para AFILIARSE a UDEC (haga clic aquí)

El ciudadano en el centro de la acción política

Creemos en el concepto genérico político elegido en una circunscripción unipersonal cuya misión es estar junto a los ciudadanos.

Los organismos públicos deben cambiar su enfoque de forma que la clase política sea el punto de engarce entre los ciudadanos y una administración profesional y capacitada.

El político no es juez y parte en el proceso de gestión política. Simplemente decide lo que se puede hacer con los recursos existentes.

Los recursos existentes y la forma de su mejor aplicación la deben decidir los técnicos. Da igual que esté en un programa o no. No se puede prometer el oro y el moro y entramparse en cumplir promesas electorales o políticas insostenibles. 

El político reparte los recursos en función de las necesidades, y si necesita más recursos tiene que aumentar los ingresos y evitar endeudarse. O endeudarse de forma razonable ante situaciones imprevista o emergencia social. 

 En nuestra visión de la elección de los políticos el ciudadano elige a los candidatos de cada partido para los cargos públicos mediante primarias en dos fases: en la primera los afiliados de un partido hacen primarias entre ellos sin avales para aclarar quienes son los candidatos finalistas que pasan a la segunda vuelta.

La segunda vuelta es abierta a todo aquel que quiera participar, bastando para votar el inscribirse en un ceso de inscritos.  Esto permite que todos los ciudadanos puedan dar su opinión sobre los candidatos a cabeza de lista. Los candidatos así elegidos responden una vez al año ante sus electores, no ante su partido. 

Hay limitación de mandatos e incompatibilidades entre cargo público y cargo interno en el partido.  La actividad política es un servicio al ciudadano, no un negocio.

Los Partidos Políticos basados en ciudadanos.

La organización interna de un partido debe luchar permanentemente contra la creación de aparatos y la profesionalizan de los políticos.

Todos los cargos internos son elegidos por primarias con voto secreto. Hay un poder legislativo que representa a la Asamblea General de todos los afiliados y un poder Ejecutivo que has sido elegido por los afiliados en elecciones sin avales y con voto secreto. Se establecen contrapesos de poder entre estas dos entidades. 

El poder Ejecutivo desarrolla su programa dentro de las líneas generales definidas por la Asamblea y no las puede cambiar. En nuestra organización hay un grupo de afiliados elegidos en Asamblea General que conviven con el poder Ejecutivo

La estructura del partido es descentralizada aproximando a las entidades organizativas al afiliado.

Hay limitación de mandatos de cargos internos. Se da una importancia extrema a las medidas organizativas, se regulan desde el principio los principales conceptos anti-aparato y se dificulta mucho la modificación de los principios inspiradores para evitar que las líneas del partido se desvirtúen. Total incompatibilidad entre cobrar del partido y ejercer poder político dentro o fuera del partido.

El trabajo dentro de un partido político es un servicio, no una profesión.

Educar a la Sociedad Civil

El planteamiento final es educar a la sociedad civil para que participe en la vida política.

 Actualmente el ciudadano solo puede tomar o dejar de tomar las recetas ya precocinadas sin posibilidad de cambio.

Se ha abusado del hecho diferencial Nacionalista/Españolista, Derechas/Izquierdas motivado únicamente para que los partidos mantengan su clientela y su parcela de poder intentando dividir a los ciudadanos en » los nuestros, que son los buenos» y «Los otros, que son los malos». 

Nos quejamos de que la Sociedad Civil está inerme ante la situación política, pero la realidad es que ni sabe ni puede actuar, salvo a la tunecina.  Para aprender a montar en bicicleta es necesario poder acceder a la bicicleta, caerte y levantarte, es necesario practicar. Pero la situación actual es la de que nos llevan a todos en un carricoche sin poder decidir a donde ir porque a los conductores no les interesa que le cambiemos la ruta, y nos llevan al restaurante que a ellos les interesa y nos enseñan lo que quieren.

La sociedad civil no tiene posibilidades de practicar sus derechos. Y hay un complot entre los principales partidos para que esta situación no cambie.

La sociedad civil solo podrá desarrollarse practicando en estos dos ámbitos, tomando el control sobre los políticos y participando en los partidos.

Es un proceso que durará años, pero solo se puede hacer si hay una nueva generación de partidos que entiende cual es el problema y que las figuras de partido y de político deben cambiar.

No tiene ningún sentido quitar a uno para poner a otro si la cultura no ha cambiado.  Muchos de los problemas actuales están generados por los políticos y son artificiales.

Uso positivo de la Ley Electoral

El que crea que esto se arregla cambiando a uno para poner a otro se equivoca. Se quitará a uno terrible para poner a uno igual de terrible pero que forma parte de un sistema de partidos perverso que no quiere cambiar nada.

No es necesario cambiar la Ley Electoral. Sería deseable pero la ley se puede usar positivamente.

No hay posibilidades reales de cambiar la Constitución a corto plazo, pero hay posibilidades de que en un plazo de ocho o diez años una nueva generación de políticos interprete la Constitución y las leyes en positivo.

Si esto ocurriera se reducirá las necesidades de cambiar la Constitución desdramatizando la situación.   

José Manuel Millán Campos
UDEC - Unidad de Centro
Secretario General
s.general@udec.es

 


Otros temas interesantes

Cambiar la justicia
El Parlamento Europeo equipara nazismo y comunismo
La claudicación del estado ante el secesionismo catalán
El gran pufo del cambio climático
España es una de las naciones europeas con menos violencia contra las mujeres

 Página Principal
Todas las publicaciones
Quiero recibir la viñeta diaria en mi teléfono 

La España que queremos

 

Comparta facilmente este contenido en otras redes sociales

Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on linkedin

Deja un comentario